Mi 2014 lúdico

Como cada arranque de año (aunque esta vez lo hago muy tarde) toca revisar los datos sobre las partidas que he jugado durante el año anterior (enlace a los datos de 2013, 2012 y 2011). Vuelvo a insistir en la comparación con los años anteriores, y este año como bonus trataré de reforzar el apartado de análisis y retrospectiva.

Y todo, como ya sabéis, gracias a la manía mi hábito de registrar en Board Game Geek todas las partidas según las estoy jugando mediante su fantástica (aunque muy mejorable) aplicación para Android.



2014
Total de partidas jugadas: 88
Juegos diferentes jugados: 52
Juegos con dos o más partidas: 14
2013
Total de partidas jugadas: 117
Juegos diferentes jugados: 81
Juegos con dos o más partidas: 19
2012
Total de partidas jugadas: 161
Juegos diferentes jugados: 80
Juegos con dos o más partidas: 40
TOTALES HASTA 31/12/2014
Total de partidas jugadas: 680
Juegos diferentes jugados: 242
Juegos con cinco o más partidas: 39

Los 10 juegos a los que más he jugado en 2014 (ordenados de más a menos partidas) son:

  1. The One Ring: Adventures over the Edge of the Wild (sí, rol)
  2. Prototipos varios aún no publicados
  3. Camel Up (o Camel Cup)
  4. Mus (sí, el mus)
  5. Roma
  6. Ikonikus
  7. Pandemic
  8. 1911 Amundsen vs Scott
  9. Banjooli Xeet
  10. Genoa

Partidas jugadas por mes hasta 2014
Partidas Jugadas por Mes en 2011, 2012, 2013 y 2014

Análisis:

  • Durante 2014 he jugado mucho menos que en 2013 y como la mitad que en años anteriores. Esta vez no han descendido las sesiones (44 en 2014 vs 41 en 2013) pero han sido generalmente más cortas y principalmente para juegos largos (9 de ellas para jugar al rol).
  • En 2014 he probado 35 juegos nuevos, que son bastantes para los 52 juegos diferentes que he jugado. Eso supone aprender, probar, experimentar... pero conlleva menos partidas por sesión.
  • Si analizamos la distribución por meses vemos que sólo se mantiene el pico de Agosto por las Jornadas TdN. Este año por desgracia no he podido ir a más jornadas.
  • Cada vez juego más y más a prototipos... aunque desde hace unos meses ya no pertenezco a la Junta de Asociación Ludo sigo estando implicado.

Retrospectiva:


  • El rol ha vuelto para quedarse. Jugué bastante, principalmente antes del verano, y creo que en 2015 jugaré más aún.
  • Inicié como master una campaña de rol con El Anillo Único, tras varios meses con buena regularidad el parón veraniego ha durado hasta hoy. La responsabilidad es mía al ser el organizador, no puede volver a suceder cuando arranque otras campañas.
  • Respecto a los juegos de mesa, en 2015 intentaré jugar más a los juegos que me encantan y menos a los que me dan bastante igual.
  • Al hilo del punto anterior, este año más que nunca he vendido todos los juegos que no me encantan. Acumular por acumular es ETA (y el espacio que tengo para juegos es limitado).
  • El tiempo pasa volando... y en mi caso el tiempo libre cada vez está más limitado. Hay que priorizar y seleccionar muy bien (cualquiera diría que sigo hablando de un hobby).

Escépticos en el Pub Madrid - Enero 2015

(mientras pienso si retomo la costumbre de publicar aquí también las convocatorias de EeeP Madrid, les dejo una que no deben perderse)

Arrancaremos el nuevo año en Escépticos en el Pub Madrid con un evento que esperamos os resulte tan interesante como a nosotros sobre periodismo de datos y la necesidad ciudadana de contrastar críticamente la información que recibe. Para ello, el Sábado 10 de Enero de 2015 nos visitan David Cabo y Eva Belmonte con una charla titulada Periodismo para gente incrédula.

David y Eva son, respectivamente, director y responsable de proyectos de la Fundación Civio (@civio), una organización sin ánimo de lucro que promueve la transparencia y el acceso a la información pública a través de la tecnología y el periodismo. Él es programador y ella periodista, y aplican cada día ese axioma en proyectos como El Indultómetro, ¿Dónde van mis impuestos?, El BOE nuestro de cada día o Quién Manda. En ellos tratan de aunar el pensamiento crítico y el método periodístico para proporcionar una información diferente, basada prácticas más propias de otras disciplinas de investigación social y científica: uso de fuentes primarias y públicas, apertura de datos en bruto para su verificación por terceros, análisis y cruzado con técnicas informáticas y transparencia metodológica. Juntos tratan de extender estas prácticas impartiendo formación a periodistas en investigación y visualización de datos.

Antes de fundar Civio, David Cabo (@dcabo) fue uno de los organizadores del Desafío AbreDatos, promovió la iniciativa #adoptaundiputado para facilitar el acceso a las declaraciones de bienes de los parlamentarios españoles, y creó el portal de transparencia europeo AsktheEU.org. También ha colaborado con periodistas en la extracción y análisis de datos públicos para la investigación ‘Looting the Seas’, del Internacional Consortium of Investigative Journalists. Es ingeniero superior en Informática y licenciado en Psicología. Ha trabajado como consultor, desarrollador y arquitecto de software durante doce años en proyectos para British Telecom, Accenture, Ericsson o BBVA Global Markets.

Eva Belmonte (@evabelmonte) es periodista, responsable de proyectos en Civio y autora del blog El BOE nuestro de cada día, donde intenta traducir y contextualizar las decisiones más relevantes que se publican en el boletín. Dirige el trabajo periodístico en iniciativas de Civio como El Indultómetro y Quién Manda. Entre 2005 y 2012 trabajó en el diario El Mundo, y colabora regularmente en otros medios como La Marea.

El cartel, confeccionado como siempre últimamente por Daniela Meli (@Mexkeptic) utilizando una imagen propuesta por los ponentes, ha quedado fantástico:

cartel-enero-2015


Como siempre, la entrada es libre y gratuita. Os esperamos en el pub The Irish Corner (Arturo Soria, 6) a las 19:30.

A Feast for Crows de George R.R. Martin

Disclaimer: Apenas dispongo de tiempo para preparar (en condiciones) reseñas, pero no quiero dejar la costumbre de poner pequeños pasajes con la esperanza de conseguir atrapar nuevos lectores.

Espero que disfruten tanto como yo del siguiente fragmento de A Feast for Crows de George R.R. Martin. No contiene spoilers, pero sí da una buena idea del ambiente que se respira en la novela, el tono de este tomo me ha parecido especialmente pesimista y desolador (que ya es decir para Canción de Hielo y Fuego).

Back on the road, the septon said, “We would do well to keep a watch tonight, my friends. The villagers say they’ve seen three broken men skulking round the dunes, west of the old watchtower.”

“Only three?” Ser Hyle smiled. “Three is honey to our swordswench. They’re not like to trouble armed men.”

“Unless they’re starving,” the septon said. “There is food in these marshes, but only for those with the eyes to find it, and these men are strangers here, survivors from some battle. If they should accost us, ser, I beg you, leave them to me.”

“What will you do with them?”

“Feed them. Ask them to confess their sins, so that I might forgive them. Invite them to come with us to the Quiet Isle.”

“That’s as good as inviting them to slit our throats as we sleep,” Hyle Hunt replied. “Lord Randyll has better ways to deal with broken men—steel and hempen rope.”

“Ser? My lady?” said Podrick. “Is a broken man an outlaw?”

“More or less,” Brienne answered.

Septon Meribald disagreed. “More less than more. There are many sorts of outlaws, just as there are many sorts of birds. A sandpiper and a sea eagle both have wings, but they are not the same. The singers love to sing of good men forced to go outside the law to fight some wicked lord, but most outlaws are more like this ravening Hound than they are the lightning lord. They are evil men, driven by greed, soured by malice, despising the gods and caring only for themselves. Broken men are more deserving of our pity, though they may be just as dangerous. Almost all are common-born, simple folk who had never been more than a mile from the house where they were born until the day some lord came round to take them off to war. Poorly shod and poorly clad, they march away beneath his banners, ofttimes with no better arms than a sickle or a sharpened hoe, or a maul they made themselves by lashing a stone to a stick with strips of hide. Brothers march with brothers, sons with fathers, friends with friends. They’ve heard the songs and stories, so they go off with eager hearts, dreaming of the wonders they will see, of the wealth and glory they will win. War seems a fine adventure, the greatest most of them will ever know.

“Then they get a taste of battle.

“For some, that one taste is enough to break them. Others go on for years, until they lose count of all the battles they have fought in, but even a man who has survived a hundred fights can break in his hundred-and-first. Brothers watch their brothers die, fathers lose their sons, friends see their friends trying to hold their entrails in after they’ve been gutted by an axe.

“They see the lord who led them there cut down, and some other lord shouts that they are his now. They take a wound, and when that’s still half-healed they take another. There is never enough to eat, their shoes fall to pieces from the marching, their clothes are torn and rotting, and half of them are shitting in their breeches from drinking bad water.

“If they want new boots or a warmer cloak or maybe a rusted iron halfhelm, they need to take them from a corpse, and before long they are stealing from the living too, from the smallfolk whose lands they’re fighting in, men very like the men they used to be. They slaughter their sheep and steal their chickens, and from there it’s just a short step to carrying off their daughters too. And one day they look around and realize all their friends and kin are gone, that they are fighting beside strangers beneath a banner that they hardly recognize. They don’t know where they are or how to get back home and the lord they’re fighting for does not know their names, yet here he comes, shouting for them to form up, to make a line with their spears and scythes and sharpened hoes, to stand their ground. And the knights come down on them, faceless men clad all in steel, and the iron thunder of their charge seems to fill the world...

“And the man breaks.

“He turns and runs, or crawls off afterward over the corpses of the slain, or steals away in the black of night, and he finds someplace to hide. All thought of home is gone by then, and kings and lords and gods mean less to him than a haunch of spoiled meat that will let him live another day, or a skin of bad wine that might drown his fear for a few hours. The broken man lives from day to day, from meal to meal, more beast than man. Lady Brienne is not wrong. In times like these, the traveler must beware of broken men, and fear them. but he should pity them as well.”

Partidas jugadas en 2013

Llega el momento de la entrada que publico cada año con datos sobre las partidas que he jugado durante el año (enlace a los datos de 2012 y 2011). Siendo el tercer año, cada vez es más útil e interesante la comparación con los años anteriores.

Como ya sabéis, tengo la manía el hábito de registrar en Board Game Geek todas las partidas según las estoy jugando, resulta muy cómodo y rápido con su aplicación para Android.

2013
Total de partidas jugadas: 117
Juegos diferentes jugados: 81
Juegos con dos o más partidas: 19

2012
Total de partidas jugadas: 161
Juegos diferentes jugados: 80
Juegos con dos o más partidas: 40

2011
Total de partidas jugadas: 164
Juegos diferentes jugados: 71
Juegos con dos o más partidas: 32

TOTALES HASTA 31/12/2013
Total de partidas jugadas: 590
Juegos diferentes jugados: 208
Juegos con cinco o más partidas: 34

Los 13 juegos a los que más he jugado en 2013 (ordenados de más a menos partidas) son:

  1. La Resistencia
  2. Quarto!
  3. Saboteur
  4. Aton
  5. Banjooli Xeet
  6. The Castles of Burgundy
  7. Finca
  8. Rialto
  9. Tichu
  10. Libertalia
  11. Mr. Jack
  12. Race for the Galaxy
  13. Santiago de Cuba

Partidas jugadas por mes hasta 2013
Partidas Jugadas por Mes en 2011, 2012 y 2013

Conclusiones

  • Durante 2013 he jugado mucho menos que en años anteriores. En parte por un gran descenso en las sesiones (¿dónde quedaron los Viernes Ludopáticos?) y en parte porque cada vez juego menos a juegos ligeros y los juegos algo más interesantes/intensos tienden a ser más largos.

  • Curiosamente, la cifra de juegos diferentes es equivalente a la de años anteriores. Me encanta probar juegos nuevos y eso se nota.

  • Si analizamos la distribución por meses vemos que sigue siendo bastante equivalente, destacando como siempre Agosto por las Jornadas TdN y en 2013 también destaca Mayo por Zona Lúdica.

  • El descenso de partidas de 2013 se observa perfectamente en casi todos los meses. Es asombrosa la diferencia de 2012 a 2013 en Agosto y Diciembre.

  • Cada vez hay más prototipos... ¡aunque varios de ellos ya han sido publicados!

Propósito para 2014

Jugar más, jugar mejor... pero sobre todo volver a dedicarle tiempo al rol. Me he dado cuenta de que lo echo mucho de menos.

#NoSinEvidencia

(Mediante la difusión de este manifiesto me adhiero a la iniciativa #NoSinEvidencia. Podéis seguir la actividad de la campaña en el hashtag de Twitter #NoSinEvidencia)


Iniciativa #NoSinEvidenciaLogo de la iniciativa #NoSinEvidencia (fuente)

MANIFIESTO


La evidencia científica es uno de los pilares sobre los que se asienta la medicina moderna. Esto no siempre ha sido así: durante años, se aplicaron tratamientos médicos sin comprobar previamente su eficacia y seguridad. Algunos fueron efectivos, aunque muchos tuvieron resultados desastrosos.

Sin embargo, en la época en la que más conocimientos científicos se acumulan de la historia de la humanidad, existen todavía pseudo-ciencias que pretenden, sin demostrar ninguna efectividad ni seguridad, pasar por disciplinas cercanas a la medicina y llegar a los pacientes.

Los firmantes de este manifiesto, profesionales sanitarios y de otras ramas de la ciencia, periodistas y otros, somos conscientes de que nuestra responsabilidad, tanto legal como ética, consiste en aportar el mejor tratamiento posible a los pacientes y velar por su salud. Por ello, la aparición en los medios de comunicación de noticias sobre la apertura de un proceso de regulación y aprobación de medicamentos homeopáticos nos preocupa como sanitarios, científicos y ciudadanos, y creemos que debemos actuar al respecto. Las declaraciones de la directora de la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS) asegurando que “no todos los medicamentos homeopáticos tienen que demostrar su eficacia” y que “la seguridad no se tiene que demostrar con ensayos clínicos específicos” no hacen sino aumentar nuestra preocupación.

Por lo tanto, solicitamos:

  1. Que no se apruebe ningún tratamiento que no haya demostrado, mediante ensayos clínicos reproducibles, unas condiciones de eficacia y seguridad al menos superiores a placebo. La regulación de unos supuestos medicamentos homeopáticos sin indicación terapéutica es una grave contradicción en sí misma y debe ser rechazada. Si no está indicado para nada ¿para qué hay que darlo?.

  2. Que la AEMPS retire de la comercialización aquellos fármacos, de cualquier tipo, que pese a haber sido aprobados, no hayan demostrado una eficacia mayor que el placebo o que presenten unos efectos adversos desproporcionados.

  3. Que el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad y el resto de autoridades sanitarias persigan a aquellas empresas que atribuyen cualidades curativas o beneficiosas para la salud a sus productos sin haberlo demostrado científicamente.

  4. Que el Consejo General de Colegios de Médicos de España / Organización Médica Colegial, en cumplimiento del artículo 26 del Código de Deontología Médica, desapruebe a los facultativos que prescriban tratamientos sin evidencia científica demostrada.

Las negritas y los enlaces son míos. También podéis leer el manifiesto en galego, català y euskera.


The Demon-Haunted World de Carl Sagan

Apenas dispongo de tiempo para preparar (en condiciones) reseñas, pero no quiero dejar la costumbre de poner pequeños pasajes con la esperanza de conseguir atrapar nuevos lectores.

Bastaría decir que The Demon-Haunted World (El Mundo y sus Demonios en castellano) pasa por ser una de las obras de divulgación más influyentes de uno de los autores más influyentes. Carl Sagan publicó esta obra con más de 60 años (falleció un año más tarde, en 1996), tras una vida dedicada a divulgar e investigar al más alto nivel. Parece que quiso despedirse con un gran compendio de ejemplos, herramientas y consejos, condensados para mostrar las bases del método científico y los fundamentos del pensamiento crítico.

Uno de los ejemplos más conocidos es el que incluyo a continuación, en su insuperable versión original. Unas pocas líneas sirven de abrumadora crítica para un buen conjunto de pseudociencias y religiones:

The Demon-Haunted World by Carl SaganThe Demon-Haunted World por Carl Sagan — Wikipedia
"A fire-breathing dragon lives in my garage"

Suppose (I'm following a group therapy approach by the psychologist Richard Franklin) I seriously make such an assertion to you. Surely you'd want to check it out, see for yourself. There have been innumerable stories of dragons over the centuries, but no real evidence. What an opportunity!

"Show me," you say. I lead you to my garage. You look inside and see a ladder, empty paint cans, an old tricycle--but no dragon.

"Where's the dragon?" you ask.

"Oh, she's right here," I reply, waving vaguely. "I neglected to mention that she's an invisible dragon."

You propose spreading flour on the floor of the garage to capture the dragon's footprints.

"Good idea," I say, "but this dragon floates in the air."

Then you'll use an infrared sensor to detect the invisible fire.

"Good idea, but the invisible fire is also heatless."

You'll spray-paint the dragon and make her visible.

"Good idea, but she's an incorporeal dragon and the paint won't stick."

And so on. I counter every physical test you propose with a special explanation of why it won't work.

Now, what's the difference between an invisible, incorporeal, floating dragon who spits heatless fire and no dragon at all? If there's no way to disprove my contention, no conceivable experiment that would count against it, what does it mean to say that my dragon exists? Your inability to invalidate my hypothesis is not at all the same thing as proving it true. Claims that cannot be tested, assertions immune to disproof are veridically worthless, whatever value they may have in inspiring us or in exciting our sense of wonder. What I'm asking you to do comes down to believing, in the absence of evidence, on my say-so.

The only thing you've really learned from my insistence that there's a dragon in my garage is that something funny is going on inside my head. You'd wonder, if no physical tests apply, what convinced me. The possibility that it was a dream or a hallucination would certainly enter your mind. But then, why am I taking it so seriously? Maybe I need help. At the least, maybe I've seriously underestimated human fallibility.

Imagine that, despite none of the tests being successful, you wish to be scrupulously open-minded. So you don't outright reject the notion that there's a fire-breathing dragon in my garage. You merely put it on hold. Present evidence is strongly against it, but if a new body of data emerge you're prepared to examine it and see if it convinces you. Surely it's unfair of me to be offended at not being believed; or to criticize you for being stodgy and unimaginative-- merely because you rendered the Scottish verdict of "not proved."

Imagine that things had gone otherwise. The dragon is invisible, all right, but footprints are being made in the flour as you watch. Your infrared detector reads off-scale. The spray paint reveals a jagged crest bobbing in the air before you. No matter how skeptical you might have been about the existence of dragons--to say nothing about invisible ones--you must now acknowledge that there's something here, and that in a preliminary way it's consistent with an invisible, fire-breathing dragon.

Now another scenario: Suppose it's not just me. Suppose that several people of your acquaintance, including people who you're pretty sure don't know each other, all tell you that they have dragons in their garages--but in every case the evidence is maddeningly elusive. All of us admit we're disturbed at being gripped by so odd a conviction so ill-supported by the physical evidence. None of us is a lunatic. We speculate about what it would mean if invisible dragons were really hiding out in garages all over the world, with us humans just catching on. I'd rather it not be true, I tell you. But maybe all those ancient European and Chinese myths about dragons weren't myths at all.

Gratifyingly, some dragon-size footprints in the flour are now reported. But they're never made when a skeptic is looking. An alternative explanation presents itself. On close examination it seems clear that the footprints could have been faked. Another dragon enthusiast shows up with a burnt finger and attributes it to a rare physical manifestation of the dragon's fiery breath. But again, other possibilities exist. We understand that there are other ways to burn fingers besides the breath of invisible dragons. Such "evidence"--no matter how important the dragon advocates consider it--is far from compelling. Once again, the only sensible approach is tentatively to reject the dragon hypothesis, to be open to future physical data, and to wonder what the cause might be that so many apparently sane and sober people share the same strange delusion.

Escépticos en el Pub Madrid - Octubre 2013

Este próximo sábado vuelve Escépticos en el Pub Madrid y en esta ocasión repetimos ponente. Tras arrancar la temporada hace una semana con Eparquio Delgado (@eparquiodelgado), esta vez contamos con otro psicólogo totalmente diferente: Vuelve Ramón Nogueras, que ya dejó buen sabor de boca entre el público en Junio de 2011, su primera aparición en EeeP.

Ramón es Licenciado en Psicología por la Universidad de Granada, y Máster en Dirección y Gestión de Recursos Humanos por la Fundación Escuela de Negocios de Andalucía (ESNA). Trabaja como psicólogo clínico pero desde hace unos años se dedica principalmente a la formación y gestión de los Recursos Humanos.

El título de su charla es «Cuando falla la profecía: por qué demostrar que algo no es real no sirve para nada». Él mismo nos resume el contenido:

A menudo pensamos que, cuando alguien tiene una creencia irracional, el presentar pruebas de la falsedad de la misma es suficiente para que la persona en cuestión vea su error. No es así, debido, entre otras cosas, a un mecanismo llamado disonancia cognitiva. En la ponencia veremos cómo la gente puede pensar que el Apocalipsis va a llegar y seguir creyendo en ello cuando la fecha marcada pasa y el mundo sigue rodando. Va a ser un viaje sorprendente.

El cartel, confeccionado de nuevo por Rinze (Las Penas del Agente Smith) a partir de una imagen inspirada por el ponente y nuevamente basado en la plantilla de David Revilla, es el siguiente:


Escépticos en el Pub - Octubre 2013
Escépticos en el Pub - Octubre 2013

La charla tendrá lugar el próximo Sábado 5 de Octubre de 2013 en el Irish Corner (C/ Arturo Soria, 6) a las 19:30. No es necesario inscribirse, pero pueden solicitar recibir todas las convocatorias por mail en esta lista de correo de avisos o apuntarse para recibir las últimas novedades y próximas convocatorias en el evento de Facebook.

Escépticos en el Pub Madrid - Septiembre 2013

El comienzo de la nueva temporada de Escépticos en el Pub Madrid estaba en principio previsto para Octubre, pero finalmente hemos sumado una charla más y con ello el curso 2013-2014 empezará este próximo Domingo 22 de Septiembre. No hemos querido desaprovechar la oportunidad de contar en Madrid con Eparquio Delgado (@eparquiodelgado) por un doble motivo. Primero porque en ARP-SAPC le debemos un premio y segundo porque queremos que nos hable sobre un tema que merece toda nuestra atención.

Eparquio es Licenciado en Psicología y Máster en Psicología Clínica y de la Salud por la Universidad de La Laguna. Ha trabajado desde 2005 como psicólogo en el ámbito de la exclusión social y desde 2008 dirige el Centro Psicológico Rayuela en Tenerife. Saltó al plano nacional en 2012 cuando encabezó como militante una propuesta para que Izquierda Unida aprobase una resolución de rechazo a la homeopatía y el resto de terapias pseudocientíficas. La propuesta fue aprobada en la X Asamblea Federal de IU celebrada en Diciembre de 2012. A partir de ese momento Izquierda Unida debe defender únicamente las prácticas sanitarias basadas en el conocimiento empírico demostrado. Por haber impulsado que una formación política nacional asuma la defensa de estos principios, los socios de ARP-SAPC decidimos durante nuestra Asamblea General de 2013, concederle nuestro muy valorado premio Mario Bohoslavsky 2013.

ARP-SAPC otorga el premio Mario Bohoslavsky a aquellas personas ajenas a la asociación que se han distinguido por impulsar el desarrollo de la ciencia, el pensamiento crítico, la divulgación y la educación científica, y el uso de la razón.

Además de recibir el premio, hemos querido que Eparquio nos hable de lo que mejor conoce: la psicología y, más específicamente, aquellas partes de la misma invadidas (o amenazadas) por la pseudociencia. El título de su charla será «La casa por el tejado: pseudociencia en la psicología». Él mismo nos resume la charla:

La psicología académica y aplicada ha hecho un gran esfuerzo en las últimas décadas para convertirse en una disciplina científica. Sin embargo, algunos profesionales siguen sin darse por enterados y utilizan en su ejercicio profesional técnicas, intervenciones o síndromes que no cuentan con evidencias y cuyo uso sólo se puede entender por ignorancia del método científico, por una preferencia por planteamientos esotéricas o por razones ideológicas.

El objetivo de la conferencia es dar a conocer algunos ejemplos de pseudociencia en la psicología con el fin de que concienciar a los participantes de lo importante que es mantener una actitud crítica cuando se requieren los servicios de un profesional de la salud mental.

El cartel, confeccionado de nuevo por Rinze (Las Penas del Agente Smith) a partir de una imagen inspirada por el ponente y nuevamente basado en la plantilla de David Revilla, es el siguiente:


Escépticos en el Pub - Septiembre 2013
Escépticos en el Pub - Septiembre 2013

La charla tendrá lugar el próximo Domingo 22 de Septiembre de 2013 en el Irish Corner (C/ Arturo Soria, 6) a las 19:30. No es necesario inscribirse, pero pueden solicitar recibir todas las convocatorias por mail en esta lista de correo de avisos o apuntarse para recibir las últimas novedades y próximas convocatorias en el evento de Facebook.

Cita con Rama de Arthur C. Clarke

El hecho de querer valorar justamente en Goodreads los grandes clásicos que leí de pequeño me está obligando a releer deliciosas obras maestras.

En esta ocasión ha sido Cita con Rama, de Arthur C. Clarke. Pocas obras han tenido su impacto, fue devorado por el público y siempre viajó acompañada de grandes críticas. Ganó tras su publicación en 1973 múltiples premios, destacando el Premio Nébula, el Premio Hugo y el Premio Locus. Tuvo continuación más de 15 años después, pero el propio Clarke siempre afirmó que no pensó en hacer una saga, a pesar de la fantástica y sugerente última frase de la novela.

El ritmo de la novela es trepidante, cuenta mucho e insinúa muchísimo más. Es verdaderamente historia de la Ciencia Ficción, y un ejemplo brillante, meritorio y asombroso, planteando realidades alternativas inimaginables pero totalmente viables y justificadas desde cualquier plano científico, social o político. Es una obra clave, y 40 años después de su publicación sigue planteando misterios y dilemas que podrían ser reales y llegar en un futuro no muy lejano.

El interior de Rama, según Monomorphic
El interior de Rama, según Monomorphic — (Wikimedia Commons, Dominio Público)

Ha despertado en mí incluso algunas ideas para planes presentes o futuros. Es extraño que no lea más obras de este autor, todo hasta ahora me ha maravillado (empezando por 2001: A Space Odissey).

Totalmente recomendable, y además se lee muy rápido. Apuesto a que si leen este fragmento (es el inicio del libro, no son spóilers) querrán conocer lo que pasa a continuación.

Fue en esta contingencia cuando las computadoras comenzaron a lanzar su señal "Tenemos algo interesante", y por primera vez 31/439 captó la atención de los seres humanos. Hubo una breve ráfaga de excitación en el centro de operaciones de Vigilancia Espacial y el vagabundo interestelar fue pronto honrado con un nombre en lugar de un simple número. Mucho tiempo atrás los astrónomos habían agotado las mitologías griega y romana; ahora estaban recorriendo el panteón hindú. Y así, 31/439 fue bautizado "Rama".

Durante unos días, los medios de difusión armaron gran alboroto alrededor del visitante, pero la escasez de información los ponía en desventaja. Sólo dos hechos se conocían acerca de Rama: su órbita insólita y su tamaño aproximado. Aún esto último era simplemente una conjetura, basada en la fuerza del eco del radar. A través del telescopio, Rama aparecía aún como una débil estrella de decimoquinta magnitud, demasiado pequeña para mostrar un disco visible. Pero mientras se precipitaba hacia el corazón del sistema solar, se tornaría más brillante y grande de mes en mes; antes de que se desvaneciera para siempre en el espacio, los observatorios orbitales podrían reunir información más precisa acerca de su forma y dimensiones. Había tiempo de sobra, y tal vez durante los próximos años alguna nave espacial en el curso de sus actividades normales se acercaría lo suficiente a Rama como para obtener buenas fotografías. Un encuentro verdadero era improbable; el costo de la energía necesaria, para permitir el contacto físico con un objeto que atravesaba las órbitas de los planetas a más de cien mil kilómetros por hora, sería demasiado alto.

En consecuencia, el mundo se olvidó pronto de Rama. No así los astrónomos. La excitación de estos aumentó con el correr de los meses, mientras el nuevo asteroide los obsequiaba con más y más enigmas.

Para empezar, estaba el problema de la curva de luz de Rama. No la tenía.

Todos los asteroides conocidos, sin excepción, mostraban una lenta variación en su brillo, que aumentaba y disminuía en un lapso de horas. Desde hacía más de dos siglos, ésto se reconocía como el resultado inevitable de su rotación y de su forma irregular. Mientras giraban a lo largo de sus órbitas, las superficies reflejadas que presentaban al Sol cambiaban de continuo y su brillo variaba de acuerdo con ello.

Rama no mostraba tales cambios. O bien no giraba, o era perfectamente simétrico. Ambas explicaciones parecían improbables.

El asunto quedó paralizado durante varios meses, porque no se podía distraer a ninguno de los grandes telescopios orbitales de su tarea regular de husmear en las remotas profundidades del universo. La astronomía del espacio era una afición muy costosa, y utilizar uno de los grandes instrumentos podía fácilmente costar mil dólares el minuto. El doctor William Stenton jamás habría podido echar mano del Miralejos, el reflector de doscientos metros durante todo un cuarto de hora, si un programa más importante no hubiera sido interrumpido temporalmente como consecuencia del fallo de un capacitador de cincuenta centavos. La mala suerte de un astrónomo supuso buena fortuna para Stenton.

Stenton no supo qué había captado hasta el día siguiente, cuando consiguió tiempo de computadora para procesar los resultados obtenidos. Aun cuando éstos fueron finalmente proyectados en su pantalla, tardó varios minutos en comprender su significado.

La luz del sol reflejada sobre la superficie de Rama no era, en fin de cuentas, absolutamente constante en su intensidad. Existía una muy ligera variación, difícil de detectar pero inconfundible y extremadamente irregular. Como el resto de asteroides, Rama giraba. Pero mientras el día normal de un asteroide era de varias horas, el de Rama sólo duraba cuatro minutos.

Stenton hizo algunos cálculos rápidos, y le costó mucho creer en los resultados. En su ecuador, ese mundo diminuto debía estar girando a más de mil kilómetros por hora. Seria muy poco aconsejable intentar un descenso en cualquier punto de Rama excepto en sus polos, ya que la fuerza centrífuga en el ecuador sería lo bastante poderosa como para sacudirse de encima cualquier objeto suelto a una aceleración de casi gravedad uno. Rama era un canto rodado al que jamás habría podido adherirse ningún moho cósmico. Asombraba pensar que un cuerpo semejante hubiese logrado mantenerse en el espacio, que no se hubiera desintegrado mucho antes en un millón de fragmentos.

Un objeto que medía cuarenta kilómetros de largo, con un período de rotación de apenas cuatro minutos... ¿dónde encajaba eso dentro del esquema astronómico? El doctor Stenton era un hombre un tanto imaginativo, también un tanto propenso a sacar conclusiones precipitadas. Ahora había llegado a una conclusión que durante unos minutos hizo que se sintiera bastante incómodo.

[...]

Cualquier masa estelar que se introdujera en el sistema solar alteraría por completo las órbitas de los planetas. La Tierra sólo tenía que moverse unos pocos millones de kilómetros hacia el sol, o hacia las estrellas, para que el delicado equilibrio del clima se rompiera. Los hielos antárticos se derretirían anegando las tierras bajas, o los océanos se helarían y el mundo entero quedaría envuelto en un invierno eterno. Un simple empujoncito en una u otra dirección bastaría...

Luego Stenton se relajó y lanzó un suspiro de alivio. Qué tontería; debería avergonzarse de sí mismo.

Rama no podía en manera alguna estar formado de materia condensada. Ninguna masa del tamaño de una estrella podía penetrar tan profundamente en el sistema solar sin producir perturbaciones que hubieran revelado su existencia mucho antes. Las órbitas de todos los planetas habrían sido afectadas; no de otra manera —a fin de cuentas— se había efectuado el descubrimiento de Neptuno, Plutón y Persefone. No; era absolutamente imposible que un objeto tan pesado como un sol muerto pudiera haberse deslizado en el espacio interplanetario sin que se reparara en él.

En cierto modo, era una lástima. Un encuentro con una estrella oscura habría sido de lo más excitante.

Mientras durase…

Escépticos en el Pub Madrid - Junio 2013

El Sábado 8 de Junio tendremos una nueva edición de Escépticos en el Pub Madrid, y será la última de la temporada. ¡No falten!

Para cerrar el curso a lo grande tendremos a Jesús López Amigo. Jesús es un Arquitecto Técnico valenciano, racionalista, socio de ARP-SAPC y miembro de varias logias masónicas. Participa desde hace años en foros sobre mitos y conspiraciones (entre ellos el foro de conspiraciones de la JREF). No cabe duda, la persona idónea para hablarnos de un tema estrella en el escepticismo: ¡Conspiraciones!

Jesús nos ha enviado un resumen de su charla bastante sugerente:


  • Conspiraciones, las tenemos de todos los colores, tamaños y sabores
  • Busca la conspiración que más se adapta a ti
  • "Ponga una conspiración en su vida"
  • Todos tus amigos tienen una ¿Por qué tú no?
  • Conspira, conspira que algo queda...
  • San Valentín: Una conspiración de "El Corte Inglés"

Al final de la charla está previsto que unos agentes irrumpan en el bar y detengan a los asistentes (se ruega venir debidamente identificados).

El cartel, confeccionado de nuevo por Rinze (Las Penas del Agente Smith) a partir de una imagen seleccionada por el propio ponente y nuevamente basado en la plantilla de David Revilla, es el siguiente:


Escépticos en el Pub - Junio 2013
Escépticos en el Pub - Junio 2013

La charla tendrá lugar el próximo 8 de Junio de 2013 en el Irish Corner (C/ Arturo Soria, 6) a las 19:30. No es necesario inscribirse, pero pueden solicitar recibir todas las convocatorias por mail en esta lista de correo de avisos o apuntarse para recibir las últimas novedades y próximas convocatorias en el evento de Facebook.

Related Posts with Thumbnails